Por qué la película de Disney "Buscando a Nemo" está equivocada

Es hermosa, entretenida, tierna, dramática... pero, desde un punto de vista científico, la película de Disney "Buscando a Nemo" contiene información equivocada.

Pez payaso

Según un estudio presentado recientemente en un simposio en Reino Unido, el pez payaso que da nombre a la película nunca se habría reencontrado con su padre al final de la historia, ya que, para ese entonces, su padre se habría convertido en su madre.

Esto se debe a que en la realidad, cuando por algún motivo desaparece la hembra de una pareja, los machos sufren una transformación hormonal que los convierte en hembras, con capacidad reproductora.

En los peces payaso o anémona, el individuo dominante y de mayor tamaño es la hembra, que se encarga de proteger a los huevos de las amenazas externas.

El macho es más pequeño y se mantiene más cerca de los huevos.

Al cambiar de sexo, los machos asumen el rol protector reservado a las hembras.

Ambos, junto a los individuos más jóvenes, viven en la misma anémona toda su vida.

De padre a madre y de hijo a pareja


La película de Disney, muy bien recibida por la crítica y el público cuando se estrenó en 2003, gira en torno a la relación entre Nemo y su padre, Marlin.



Comentarios