Ir al contenido principal

Fideuá de marisco. Receta de cocina Valenciana

fideua de marisco casero receta

Receta para hacer Fideua de Marisco


El Fideuá es una receta exquisita, tradicional de la gastronomía de la Comunidad Valenciana, cuyo nombre significa "fideo".

Cocinado a base de este tipo de fideos de pasta con forma alargada y hueca. De elaboración muy similar a la receta de Paella de Marisco. Plato marinero donde los haya. Al igual que su plato homólogo, la paella, puedes elaborarlo con ingredientes como el pollo y la verdura.

En esta ocasión, el marisco elegido han sido los gambones, de tamaño superior a la gamba y de un potente sabor. Otro marisco que casa muy bien y pienso que aún mejor, son las cigalas, le darán un sabor todavía más marinero al plato si cabe.

Ingredientes [4 personas]:


Fideuá - 500 gramos
Caldo de Pescado - 6 vasos
Volador o Calamar - 1
Azafrán molido - 20 gramos
Gambones - 8 unidades
Chirlas - 150 gramos
Gambas arroceras - 250 gramos
Mejillones - 500 gramos
Cúrcuma - 1 pizca
Ajo - 1 unidad
Hueso de Rape - 1 unidad
Pimiento Rojo - 1 unidad
Cebolla - 1 unidad
Tomate - 1
Perejeil en rama - 1 pizca
Aceite de oliva - 2 cucharadas
Sal - 1 pizca

Elaboración de la Receta



  1. Comenzamos por el sofrito: Limpiamos y troceamos la cebolla y el pimiento rojo. Le echamos un poco de sal.
  2. Ponemos en una sartén mediana un chorrito de aceite de oliva y cuando esté caliente añadimos las verduras anteriores. Remover hasta que estén pochadas
  3. Pasados unos 10 minutos añadimos el calamar o volador limpio y troceado (puedes ver como se hace aquí). Añade también el tomate limpio, pelado y troceado.
  4. Removemos hasta que se consuma el líquido que suelta el calamar o volador, dejamos un poco. Apagamos y reservamos para el paso de cocer el fideuá
  5. Elaboramos el caldo de pescado: Echamos unos 6 vasos de agua en una cacerola, introducimos las chirlas, gambas arroceras, los mejillones y el hueso de rape. Ponemos a hervir. Una vez se abran los mejillones apagamos el fuego y colamos el marisco. Apartamos el caldo para después.
  6. Seguimos con el fideuá: Ponemos la paellera a calentar a fuego medio, añadimos el sofrito y los 500 gramos de fidegua junto a 5 vasos de caldo. Reservamos un vaso para después, por si hiciera falta añadir más según se vaya evaporando. Ponemos a hervir.
  7. Transcurridos 10 minutos añadimos una pizca de cúrcuma y el azafrán molido. En mortero machamos el perejil, el ajo y una pizca de sal y lo añadimos a la paellera.
  8. Pasados otros 5 minutos colocamos sobre el fideuá los gambones, y el marisco que habíamos utilizado para hacer el caldo (las chirlas, las gambas arroceras, los mejillones y el volador o calamar troceado)
  9. Comprueba que el caldo no se haya consumido del todo, si es así,, añadimos otro vaso más de caldo. Transcurridos 5 minutos más, cuando se haya consumido el caldo, probamos y si está en su punto apagamos el fuego, retiramos la paellera y la tapamos con un trapo para dejarla reposar 5 minutos.
  10. Transcurrido este tiempo tendrás un fideuá exquisito listo para servir a tus comensales.


Anotaciones y Consejos


Puedes dejar el marisco que has utilizado para realizar el caldo sin pelar, yo personalmente prefiero pelarlo porque considero que resulta más fácil de comer. Lo único que dejo con la cáscara son los gambones como es evidente.

Espero que os guste la receta y que me contéis vuestra experiencia con este plato, trucos y consejos preferidos.            Fuente

Comentarios

Entradas populares de este blog

Lupa (Sexta entrega)

Camilo Antonio Rodríguez era el hermano mayor de Rosa, fue un niño que nació grande, demasiadas responsabilidades desde pequeño. Solo había que verlo para saber de su seriedad, era muy correcto y trabajador. Comenzó la niñez lustrando zapatos (limpiabotas), recogió cartones y botellas para venderlo.
Los vecinos decían que se iba a los extremos, recordaban aquel día que el chico encontró la cartera del Pastor evangélico “Don Chucho”. La cartera tenía dos mil pesos y el “tonto” como le llamaban fue y se la devolvió. Se reían recordando la recompensa que le había dado el pastor, veinte pesos.
El Papa de los Rodríguez le puso ese nombre por la admiración que sentía del comandante Camilo Cienfuegos, de la Revolución Cubana. Siempre andaba buscando las hazañas de este guerrillero y contándosela al chico,
Camilo desde su adolescencia se las había pasado perdidamente enamorado de la hija de la profe Chea, la profesora más popular de la escuela pública.No se atrevía a decirle nada porque no tení…

Grandes Representantes del Merengue Típico Dominicano Vol. I

Imaginemos por un momento que vamos en un autobús de camino al Cibao y de repente se deja escuchar el siguiente tema en la radio:
El Cola Blanca interpretado por El Ciego de Nagua. Enseguida sentimos que estamos entrando al corazón de la nuestra patria; a esa porción bendita de la isla en la cual vive gente buena y alegre,  en donde nació el inconfundible y contagioso Perico Ripiao.
El Perico Ripiao surgió en la zona del Cibao en el siglo XIX  y originalmente consistía en un conjunto conformado por tres o cuatro músicos, quienes tocaban el acordeón, la güira, la tambora y posteriormente la marimba. Hacia los inicios del siglo XX se le agregó el saxofón. IMG 3254 Grandes Representantes del Merengue Típico Dominicano Vol. I

En una reunión familiar en el patio o la enramada con techo de cana y piso de tierra nunca falta esta música sabrosa y autóctona. Existen en Dominicana otros géneros musicales como la Mangulina y el Carabiné. Sin embargo, a través de los años el Perico Ripiao o Mere…

¿Quiénes fueron "Los Palmeros"?. Una breve historia.

Hay combates desiguales en los que se puede perder la batalla, pero aún así, los perdedores resultan triunfantes, pues alcanzan la inmortalidad.

    Tal es el caso de cuatro activistas de los llamados Comandos de la Resistencia que el 12 de enero de 1972, portando algunos fusiles, resistieron por más de cinco horas un ejército de cerca de cinco mil efectivos de todos los cuerpos armados de la República Dominicana.


    En la acción que la historia dominicana registra con el nombre de Los Palmeros, dejaron de respirar, pero alcanzaron la inmortalidad, los jóvenes Amaury Germán Aristy, Virgilio Perdomo Pérez, Ulises Cerón Polanco y Bienvenido Leal Prandy.


    Los cuatro casi imberbes adoptaron una actitud en contra del go-bierno presidido por el doctor Joaquín Balaguer, porque lo consi-deraron un continuador del sistema implantado por Estados Unidos de América para facilitar la explotación de las riquezas nacionales.

    Desde muy jóvenes abrazaron la lucha  política y en 1965 participa…