Ejecución en un ómnibus repleto a plena luz del día

La Justicia investiga si el asesinato ocurrido ayer de mañana en un ómnibus deriva de un enfrentamiento entre bandas mafiosas. La víctima, de 30 años, había dejado la cárcel hace tres meses y días atrás su casa fue baleada.


A las 8.30 horas de ayer, el ómnibus de la línea 494 se dirigía hacia el Centro con unos 60 pasajeros. Al llegar a la parada de Avenida Agraciada y Nasazzi, un individuo hizo señas al conductor para que se detuviera. Tras pagar el boleto, el sujeto empujó a varios pasajeros buscando a alguien con la mirada. Enseguida vio a Nilson Vicente Varaiti Cora sentado en su asiento. Frente a él, extrajo una pistola -supuestamente una 9 milímetros- y le efectuó tres disparos. Varaiti Cora intentó levantarse del asiento. El asesino volvió a disparar, según testigos, otras tres veces. Una docente de Secundaria, de 22 años, que viajaba junto a la víctima resultó herida de levedad en una pierna.

El guarda-conductor detuvo la marcha, el pasaje entró en shock y en medio de la confusión y esgrimiendo su arma de fuego el asesino bajó del ómnibus y escapó.

Los testigos del hecho fueron imprecisos ante el juez actuante, algunos dieron cuenta de un auto que esperaba al homicida y había seguido el ómnibus, otros vieron una moto.

Hipótesis.

Horas después del hecho fuentes policiales dijeron que se trataba de un "ajuste de cuentas" aunque no podían determinar si estaba vinculado al tráfico de drogas ya que no tenía antecedentes por este delito.

Según varias fuentes del caso, Varaiti Cora, quien vivía en el Cerro, salió el 9 de junio de este año del Comcar, donde purgaba una pena por hurto. En su pasaje por el Modulo 3 del penal de Santiago Vázquez, ganó fama de cuchillero y recluso de mala conducta. Generalmente andaba con un "corte" (cuchillo carcelario) encima. Se lo describe como un preso "pesado" que tenía varios enemigos en el Comcar.

Nacido en 1984, Varaiti Cora contaba con otros cinco antecedentes por hurtos, uno de ellos especialmente agravado. Fuentes policiales indicaron a El País que la víctima del sicario también habría cometido rapiñas, aunque no surge que hubiera sido procesado por esta causa.

Fuentes policiales indicaron que Varaiti Cora denunció días atrás que su casa había sido baleada. Policía Científica compara los casquillos encontrados en el ómnibus con los que fueron recogidos tras el ataque a la casa, que pertenecerían a una pistola 9 milímetros.

Se trabaja en la investigación con el Departamento de Información y Análisis (DIAP) del Instituto Nacional de Rehabilitación (cárceles) para saber más detalles de su permanencia en el Comcar, determinar sus vínculos y si pertenecía a alguna banda adentro del penal de manera de precisar los motivos de la venganza o ajuste de cuentas.

Uno de los problemas que enfrenta la Policía para identificar al asesino es que el ómnibus carecía de cámaras de seguridad.

Si bien la mayoría de los ajustes de cuentas está vinculado al tráfico de drogas, también se han dado entre delincuentes que se dedican a robar bocas de venta de droga y luego son asesinados por los narcotraficantes. La Policía no descarta ninguna hipótesis y hoy comenzarán a ser citados los testigos del hecho que viajaban en el ómnibus y familiares y conocidos del hombre ultimado a balazos.

Tiros.
Un comerciante, que se encontraba en la esquina de Avenida Agraciada y Nasazzi se sorprendió al ver a tres mujeres que salían del ómnibus de Coetc a los gritos. "Pensé que había ocurrido una rapiña encima del ómnibus. Jamás imaginé que se trataba de un homicidio", dijo el testigo, quien prefirió el anonimato.

"Yo no vi bajarse al asesino del ómnibus. Quizás se tiró antes. Sí sentí el griterío desesperado de los pasajeros", dijo a El País.

El homicidio a quemarropa dejó en shock al chofer-conductor, que no atinó a nada, y a varias mujeres que viajaban en el ómnibus.

El comerciante dijo que la respuesta de la Policía fue muy rápida. "A los tres o cuatro minutos al lugar ya habían llegado cinco patrulleros", dijo.

Miedo.
La ejecución del exrecluso Varaiti Cora generó diversas reacciones entre los choferes y guardas de la empresa Coetc.

El presidente del sindicato de esa empresa, Miguel Marrero, dijo a El País que "es inédita" la ejecución de una persona encima de un ómnibus.

"No tenía noticia de que hubiera ocurrido una cosa similar en el pasado", insistió el gremialista.

El sindicato de Coetc llamó al chofer-guarda para interiorizarse por su salud y también se informó sobre el estado de los pasajeros. "Para el gremio se trata de un hecho policial que ocurre encima de un ómnibus. Podría haber sucedido en una calle o en un boliche. No tiene relación con el transporte", dijo Marrero.

"El ajuste de cuentas de hoy (por ayer) mete miedo. Es un mensaje para alguien o para la sociedad. Quiere decir: `matamos en cualquier lugar", dijo un chofer de Coetc a El País.

Los funcionarios de la empresa de transporte señalaron que los robos y las rapiñas ocurren a menudo.

Dijeron que los robos en los ómnibus se dan en todo Montevideo, aunque advirtieron que venían bajando. Igual, contaron que anoche, por ejemplo, robaron otro ómnibus a mano armada.

Un cartel, ubicado en las oficinas de la empresa Coetc en Habana y Juan Jacobo Rosseau (Curva de Maroñas), pide a los choferes y guardas de Ucot que lean con atención: "Compañeros, a raíz de las rapiñas y para brindar más seguridad a las unidades, va a estar subiendo a los coches una persona de seguridad. Este va a presentar un pase libre de inspección. Se pide que no se le haga ningún tipo de problemas, ya que es para la seguridad de todos".

Buscan pista en el Comcar

Efectivos de la Seccional 6 (Brazo Oriental) investigarán si el homicida pudo ser compañero del asesinado en el Comcar. Se mostrarán fotos de los presos en salidas transitorias a los pasajeros y al chofer-guarda que ayer viajaban en el ómnibus de la línea 494 de Coetc. La Policía también indagará amigos de la víctima que purgan penas en dicho penal. Una de las hipótesis manejadas por la Policía es que el individuo ultimado mantuvo altercados con otros reclusos cuando estuvo recluido.   fuente

Comentarios