Alarma en China por temor a una peste

Por la muerte de un hombre aparentemente de peste bubónica, autoridades chinas aislaron a varios sectores en la ciudad de Yumen y desplazó a un equipo de médicos desde Beijing para guiar la prevención.


La muerte de un hombre aquejado de tener la peste bubónica ha despertado la alarma en una provincia de China por el miedo a que se extienda y sea tan dañina como la peste negra de la Edad Media que mató a decenas de millones de personas en la Europa del siglo XIV.

Por esta razón, las autoridades chinas han decidido tomar medidas serias y controlar los movimientos de los 30.000 habitantes de la ciudad de Yumen, en la provincia noroccidental china de Gansu, situada al sur de Mongolia.

Según una información del periódico China Daily publicada hace cinco días, entre las medidas para evitar la propagación el gobierno local estableció cuatro sectores de cuarentena en la ciudad y se desplazó a un equipo de médicos desde Beijing para guiar la prevención.

El período de cuarentena de nueve días que termina mañana afecta tanto a personas, como a vehículos y objetos, y se sitúa en Yumen así como a Chijin, donde vivía el hombre fallecido de 38 años.

Por el momento no se han conocido más casos en la zona y se sospecha que el fallecido desarrolló una fiebre alta el mismo día que decidió alimentar a su perro con una marmota que se había encontrado muerta. Según las primeras informaciones el fallecido acudió al Hospital del Pueblo de Yumen dos días después, al encontrarse cada vez peor.

La preocupación por este caso aislado se basa en que la peste es la única forma de plaga que se puede transmitir de persona a persona, por un virus que transmiten las pulgas y roedores salvajes como las marmotas y las rata.

El Diario de Gansu destacó que las autoridades locales no conocías de más casos de peste en el país. "Debido a que fue diagnosticado a tiempo y tratado adecuadamente, la plaga está bajo control", subrayaron.

Además, confirmaron que las zonas aisladas tienen suministro de alimentos para los residentes. "La ciudad tiene suficiente arroz, harina y aceite para abastecer a todos sus residentes durante un máximo de un mes", explicó la CCTV en sus noticieros.

En el pasado, China registró un caso similar en la provincia de Sichuan en 2012 así como 12 casos en Qinghai, dejando un total de tres muertos. En China, clasifican la peste como "enfermedad infecciosa de tipo A", es decir, como la más grave en virtud de la ley de China sobre la Prevención y Tratamiento de Enfermedades Infecciosas, según un informe de la agencia de noticias oficial Xinhua.

Según la página web del Centro de Prevención y Control de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), la Plaga Moderna más reciente surgió en China en 1860 y llegó a Hong Kong en 1894. "En los siguientes 20 años, se extendió a las ciudades portuarias de todo el mundo por las ratas en los barcos de vapor" y en total se calcula que causó 10 millones de muertes, es decir, más del 30% de la población europea en el momento, siendo una de las pandemias más devastadoras de la historia humana.

En la actualidad, los antibióticos modernos son eficaces en el tratamiento de una plaga, pero desde el CDC advierten de que sin el tratamiento oportuno, la enfermedad puede causar enfermedades graves, incluso la muerte.     fuente

Comentarios