Un paso de gigante

Por JULIO MARTINEZ POZO
La convocatoria del Consejo Nacional de Migración para dar cumplimiento a lo dispuesto por la sentencia 168-13 del Tribunal Constitucional, representa un paso de gigante en el largo y fatigoso camino que tendrá que recorrer la República Dominicana para corregir la presencia masiva en su territorio de una gran cantidad de extranjeros ilegales procedentes de Haití.
El presidente Danilo Medina ha dejado claro que su apego a la institucionalidad está  por encima de cualquier otra consideración, por eso no le ha temblado el pulso para iniciar el cumplimiento de una decisión que ha valorado en su apego a la constitucionalidad y las leyes, sin ocultar que se ha sensibilizado frente al drama humano de personas que reclaman nacionalidad dominicana bajo el alegato de que han nacido y se han criado en territorio dominicano, aunque todas las constituciones que se ha dado el país desde 1929 excluyen de ese derecho a los hijos de extranjeros en tránsito.

Comentarios