DENUNCIA A LA UNIVERSIDAD PORQUE SU COMPAÑERA DE HABITACIÓN TENÍA DEMASIADO SEXO

La activa vida amorosa de su amiga le ha supuesto, según su abogado, una «depresión con instinto suicida y síndrome de déficit de atención»

DENUNCIA A LA UNIVERSIDAD PORQUE SU COMPAÑERA DE HABITACIÓN TENÍA DEMASIADO SEXO

Una habitación compartida es un mundo aparte, uno de los puntos de mayor conflicto en el ambiente universitario y una vez más la realidad lo confirma. Según el New York Times, Lindsay Blankmeyer, estudiante estadounidense de 22 años, ha decidido demandar ante el tribunal de Boston al Instituto Easton de Massachusetts debido a los problemas de convivencia que mantiene con su compañera de habitación.

Comentarios