Muerte de tres menores genera confusión entre familiares

Un vecino encontró a los tres niños asfixiados dentro del carro cerca de la casa donde vivían.


Parientes de los tres menores encontrados asfixiados en el interior de un vehículo en San Cristóbal atribuyen la tragedia a un descuido de los padres.

Residentes en el sector Villa Fundación de San Cristóbal están consternados por el hallazgo de dos hermanitos de 4 y 2 años, respectivamente, y de su primito de 3 años, asfixiados en el interior de un vehículo estacionado próximo al lugar donde residen los infantes. 

Las víctimas fueron identificadas como los hermanitos Luis Amauris y Yohansen Galán, y su primito Riner Guzmán, quienes habían desaparecido en horas de la mañana y encontrados muertos en horas de la noche.

“Me fueron a buscar a mi trabajo me dijeron tus hijos se desaparecieron junto con el hijo de Ana que es mi cuñada, y nos cansamos de buscarlos en todo el barrio, llegamos por allá arriba por Villegas y el 5 de Abril, pero los encontró un vecino a los tres asfixiados dentro del carro aquí cerca”, dijo Carolina Galán.

Entre los parientes reina la confusión ya que desconocen las circunstancias en las que los niños  fueron  a parar en el interior del carro Toyota Cressida, color rojo, bajo el cuidado del señor Milcíades Roa, quien dijo a las autoridades que tiene dicho vehículo a la venta. 

Carolina Galán Reyes, madre de los hermanitos, Yohansen Galán y Luis Amauris, dijo que desconoce las circunstancias en que sus hijos aparecieron en el interior del vehículo. También negó que los menores hayan sido encontrados en el baúl del carro como informó la Policía.

Sin embargo, María Cristina Maríñez, abuela de Yohansen Galán, pidió a las autoridades interrogar a la madre de dos de los fallecidos, debido a que supuestamente maltrataba con frecuencia a los menores; incluso en varias ocasiones se acostaba por las noches dejando al mayor de ellos en la calle.

Investigan el caso
Oficiales policiales, de puesto en San Cristóbal, investigan las circunstancias en que ocurrió el hecho, que ha llenado de pesar a toda la comunidad.

Varios vecinos coinciden en que se trata de un descuido de los padres. Señalan que hace algunos años, ocurrió un hecho similar en el sector, donde un niño murió al caer a una cisterna en momentos que sacaba agua para bañarse e ir a la escuela. También fue encontrado muerto por los familiares.

Los cadáveres fueron levantados por la médico legista, Bélgica Nivar, quien dispuso su envío al laboratorio del Instituto Nacional de Patología Forense ubicado en el hospital Marcelino Vélez de Herrera, Santo Domingo Oeste, donde se les practicó autopsia para precisar las causas de las muertes.

Los restos de los  infantes son velados en la misma vivienda, ubicada detrás del control de la Ruta A, Los Refugios, en la vía de acceso al Balneario La Toma de San Cristóbal .
Uno de los menores era maltratado por su madre

María Cristina Maríñez, abuela de Yohansen Galán, pidió a las autoridades interrogar a la madre de dos de los fallecidos, debido a que supuestamente maltrataba con frecuencia a los menores; incluso en varias ocasiones se acostaba por las noches dejando al mayor de ellos en la calle.

Expresó que Carolina acostumbra a dejar solos a sus hijos para irse a jugar a las cartas, incurriendo en un gran descuido. “Cada vez que le decía algo sobre el niño ella decía, yo no tengo hijo, llévese ese muchacho del diablo, ese azaroso”, dijo Maríñez.


Fuente: elcaribe.com



Comentarios