¡Ay, santo, se agotan los santos!

“Juana de Arco no se consigue en ningún lado... ni mandándola a buscar”, sostuvo Maritza Morales. (luis.alcaladelolmo@gfrmedia.com) 
Botánicas recurren a Internet para adquirir las figuras porque ya no las hacen en la Isla.

En momentos en que se hace hincapié en que el país está en crisis, son muchos los que recurren a comprar figuras de diversos santos para encomendarles a ellos sus preocupaciones e implorarles por un mejor porvenir. Pero la sorpresa que se han llevado los devotos es que, posiblemente, la imagen de su santo de preferencia no aparece ni por los centros espiritistas.
¡Lo que faltaba! En tiempos de dificultades económicas, también escasean las famosas figuras católicas hechas en yeso que desde antaño se utilizan en muchos hogares, ya sea como manera de honrar y mostrar afecto al santo o como una vía de superstición para buscar protección, energía positiva o hasta suerte.
Así lo pudo constatar Primera Hora en un recorrido informal por varias botánicas del área metropolitana, donde sus empleados pudieron confirmar que confrontan problemas en conseguir las figuras de unos santos, entre ellos San Juan Bautista, uno que es muy solicitado por los puertorriqueños que buscan protección para sus niños.
“Es cierto... hay santos que no se consiguen. Entre ellos está San Juan Bautista, que la gente lo pide mucho para los bautismos, la protección de los niños y también lo usan para el amor”, expresó Maritza Morales, de la botánica La Era de Acuario, en Santurce.
La mujer explicó que la figura de este santo –cuyo nacimiento se celebra en la Isla la noche del 24 de junio– se consigue actualmente solo en láminas o cuadros.
“De hecho, hay mucha gente que viene buscando la imagen de Juan Bautista de adulto, pero solo tenemos el cuadrito de cuando era niño”, agregó.
Morales explicó que entre las figuras de santos escasos se destaca también Juana de Arco, la santa patrona de Francia que fue enviada a la hoguera por herejía y brujería cuando supuestamente en realidad tenía la misión divina de salvar a su país. Veinticinco años después de su muerte, la Iglesia revisó su caso y la declaró inocente. Posteriormente, el papa Benedicto XV la canonizó.
“Juana de Arco no se consigue en ningún lado... ni mandándola a buscar. Aquí tenemos su figura, montada en un caballo blanco, pero es nuestra... es una pieza de colección. Mi suegra, que es la dueña de la botánica, no la vende”, dijo Morales sobre la santa, que es considerada la divina heroína del pensamiento e intercesora ante todo lo imposible en la vida material.
Otro en la lista de “difíciles de conseguir” es San Luis Beltrán, un santo español que se caracterizó por sus obras misioneras en las regiones selváticas en Colombia.
Precisamente, hasta Colombia tuvo que viajar el santero Kimmy Solís para conseguir la figura en yeso de este santo al que usualmente se le elevan oraciones para combatir maleficios y todo tipo de enfermedades. A sus devotos se les recomienda usar el alcoholado de su signo zodiacal cuando hagan su oración.
“No se consigue con distribuidores de Puerto Rico. Tuve que ir a Colombia y comprarlos. Ya los vendimos... ya no quedan”, dijo el propietario de la tienda Yoruba, en Carolina.
La crisis de escasez se repite con otros santos que “no son tan populares” como Santiago Apóstol, San Judas Tadeo y San Expedito.
Al menos así lo aseguró a este diario José Luis Calvino, el encargado de la botánica La Caridad, en la plaza del mercado de Santurce, lugar donde llegan devotos de estos santos que terminan frustrados y con las manos vacías, pues las imágenes ya no se están confeccionando.
“Estos santos, y muchos más como el San Norberto, San Pedro y Santa Rosa de Lima ya no se consiguen. Los han dejado de distribuir. Nosotros hemos tenido que recurrir a Internet y mandarlos a buscar –si es que aparecen– a Miami o California”, explicó Calvino en referencia a las figuras que, generalmente, se confeccionan en yeso. También las hay disponibles en madera, pero son mucho más costosas y lujosas.
“Yo creo que los han dejado de hacer porque no son tan populares como otros santos... pero eso está mal. Además, esos santos antes los hacían en unas fábricas en el centro de la Isla, pero algo pasó que ya no los hacen”, agregó el hombre sobre las imágenes o estatuillas que se confeccionan en diversos tamaños y cuyos precios fluctúan entre los $5 y $200.
“Depende del tamaño y la calidad”, dijo el hombre que se destaca por leer las cartas en la botánica santurcina.
Lo más irónico del asunto, comentó, por su parte, Morales, es que muchas de las figuras religiosas que se están distribuyendo en la Isla son “made in China”.
“¿Puedes creerlo? Se han quedado con todo los chinos... ellos, que ni creen en esto”, agregó en un tono jocoso la mujer.
Mientras, los expertos en venta de imágenes religiosas destacaron que las figuras de santos de mayor popularidad no tienen el problema de escasez.
Por ejemplo, San Miguel Arcángel –al cual se le considera justiciero, protector de los inocentes y juez de la maldad– sigue siendo el santo de mayor venta en las botánicas, junto con la figura del Divino Niño Jesús, a quienes sus devotos le adjudican milagros relacionados con curaciones, empleos, reconciliación de familias y protección de negocios, entre otros.
“Santa Bárbara, una santa que se utiliza mucho para la protección contra envidias, malas lenguas, humillaciones, violencia y traición, también está entre las santas más vendidas”, dijo Morales.
Los devotos de la Virgen de la Caridad del Cobre tampoco deben confrontar problemas consiguiendo su estatuilla.
Según explicó Calvino, esta figura religiosa es la patrona de Cuba y muchas mujeres la invocan cuando anhelan quedar embarazadas.
“También es buena para pedir amor, dinero, prosperidad...”, agregó.
Por lo pronto, y como dice Calvino, no hay por qué desanimarse.
“Es importante que la gente recuerde que los santos son como los médicos... hay de todos, en su especialidad. Y lo más importante es que hay que pedirles con fe, si no, no vale la pena”, opinó.
Santos agotados
En la imagen, algunos de los santos que se han dejado de distribuir en las botánicas del país. 
San Juan Bautista: es el príncipe del santoral cristiano: es el único santo del que se celebra el nacimiento y no la muerte, y su fiesta, el 24 de junio, es una fiesta solar, de luz y de fuego.  Se utiliza para bautismos, protección de los niños y para el amor.
San Luis Beltrán: nació en España y fue misionero en las regiones selváticas del norte de Colombia. Se recomienda utilizar su figura en la entrada del hogar para evitar cosas negativas. Además, su oración es contra maleficios y enfermedades. 
Santiago Apóstol: es uno de los 12 apóstoles de Jesús de Nazaret y considerado patrón protector de España. Se utiliza como guerrero protector. Actualmente, se consigue en láminas, oraciones y velas alusivas.
San Judas Tadeo: fiel, siervo y amigo de Jesús. Es el santo de la justicia. Quien le pide con fe ve resueltas sus situaciones difíciles o causas imposibles. Se siguen fabricando sus figuras, pero en pocas cantidades.
San Expedito: es un santo que atiende los casos urgentes. Al igual que San Judas Tadeo, se le conoce como el santo de las causas imposibles o las que se necesitan inmediatamente. 

Fuente: primerahora.com

Comentarios